96 577 77 52 - 699 021 346 info@solihogar.com

Contratación de empleada de hogar por horas: ¿Cómo funciona?

Contratar empleada de hogar por horas puede ser una opción ideal si usted necesita a una profesional que ayude en tareas específicas del hogar mientras que al mismo tiempo usted ahorra presupuesto.

Como empleada del hogar se define a la trabajadora que recibe una remuneración económica por realizar tareas domésticas para familias o particulares. 

Estas tareas incluyen limpieza de la casa, cocina, lavado y planchado, cuidado de niños y adultos mayores, cuidado de personas con discapacidad o enfermas, jardinería, atención de mascotas y otras.

Las empleadas del hogar por horas también se benefician de este tipo de contratación, pues les permite atender varias casas durante el mismo día, por lo que su salario es más alto a final de mes.

empleadas de hogar por horas

Quienes contratan empleadas del hogar por horas suelen ser familias pequeñas, con viviendas no muy grandes y con niños pequeños o sin ellos.

Estas familias necesitan alguien que les ayude en el mantenimiento del hogar, tareas que según las características de la vivienda o del grupo familiar, se pueden completar en un tiempo relativamente corto.

Por lo tanto, no les conviene económicamente pagar una empleada a tiempo completo o incluso a media jornada.

Para estos grupos familiares, que una empleada de hogar venga a ayudarles de unas 2 a 4 horas al día, es más que suficiente.

¿Por qué contratar a una empleada doméstica por horas?

Hay muchas ventajas en contratar a una empleada del hogar por horas y no una interna o externa a tiempo completo o media jornada.

El primero es la mayor ventaja costo/beneficio que este tipo de personal tiene.

Contratar una empleada doméstica no es barato y hacerlo por horas representa una forma de aprovechar mejor su ayuda en función del gasto realizado.

En el caso de familias jóvenes o de profesionales que están empezando a criar hijos, contratar una empleada doméstica del hogar por horas es una buena inversión.

En la medida en que mejore la remuneración salarial de los padres y los niños crezcan, el gasto realizado en esta empleada de hogar representará una fracción cada vez menor del ingreso familiar.

A esto se une, que contar con la ayuda de una empleada doméstica durante algunas horas al día, puede marcar la diferencia entre poder seguir trabajando o renunciar a ello para atender el hogar y a los hijos.

En los tiempos actuales, suspender la actividad profesional incluso por poco tiempo, puede ser un gran problema, sobre todo si se necesita del salario de ambos cónyuges.

Una carrera es algo que implica tiempo y dinero y para los profesionales el trabajo es parte de su esencia como persona.

Por lo tanto, contar con la ayuda de una empleada doméstica por horas, puede ser una solución muy efectiva cuando hay que compaginar el esfuerzo del trabajo y el de la casa.

¿Qué es una empleada doméstica por horas?

Las funciones de una empleada del hogar contratada por horas son las mismas que de una empleada a tiempo completo o a media jornada.

Lo que marca la diferencia es, el tiempo que esta trabajadora estará presente en el hogar de la familia contratante realizando las tareas asignadas.

Se considera que una empleada doméstica trabaja por horas, cuando la totalidad del tiempo de trabajo en un mismo hogar y para el mismo empleador es de menos de 120 días al año.

En términos prácticos, gran parte de los contratos de empleadas domésticas por horas son de unas 2 a 4 horas diarias y unas tres veces por semana como máximo.

Es de destacar que el Régimen Especial de Trabajadores de Hogar, que forma parte de las regulaciones de la Seguridad Social española, define la forma de contratación de los empleados del hogar.

Una de las áreas cubiertas por esta norma es el del denominado «tiempo de presencia» y el «tiempo efectivo» de trabajo.

El tiempo de presencia es aquel durante el cual la empleada doméstica está a disposición del contratante, aunque no esté realizando ningún trabajo en particular.

Un ejemplo de esto sería una empleada de hogar que esté cuidando a un niño o a un anciano.

Aunque no esté todo el tiempo realizando una tarea en particular, igualmente debe estar allí a disposición del empleador para cuando  la necesiten.

Este tiempo de presencia se debe remunerar en una proporción igual o ligeramente mayor a la del tiempo de trabajo efectivo.

¿Cómo puedo contratar a una empleada doméstica por horas?

servicio doméstico por horasHay dos formas simples de contratar a una empleada del hogar por horas, directamente previa recomendación de amigos o conocidos, o a través de una agencia de colocación de servicio doméstico profesional como Solihogar.

La ventaja de contratar a este personal de servicio doméstico a través de una agencia autorizada como Solihogar es, que la familia contratante tiene la seguridad de profesionalidad y honestidad de la trabajadora, además se puede desentender de los trámites del contrato y del alta en la Seguridad Social de la empleada.

Estos trámites, bajo petición del empleador, puede realizarlos la agencia Solihogar. Además, cualquier duda o conflicto entre empleador y empleada la agencia como intermediación profesional que es, puede solucionarlo.

Otra ventaja es, que al contratar a través de una agencia, ésta se encargará de efectuar una sustitución cuando sea necesario. 

Por ello, la opción de contratar a una empleada doméstica a través de una agencia profesional como Solihogar, aunque sea por horas, es sinónimo de garantía. 

Por regla general, las familias son muy exigentes y cuidadosas a la hora de contratar a una empleada de hogar, especialmente si es para cuidar de sus seres queridos y para ello recomendamos acudir a una agencia de garantía profesional como es Solihogar.