+34 96 577 77 52 - +34 699 021 346 info@solihogar.com

Las trabajadoras domésticas son las más vulnerables ante la crisis por el Covid-19. A partir de la alarma sanitaria decretada en marzo del 2020 por el coronavirus miles de trabajadoras del hogar han perdido su único ingreso.

El trabajo doméstico decretado como una actividad no esencial durante la cuarentena

El 28 de marzo del 2020 entro en vigencia el Real Decreto Ley 10/2020 que deja al servicio doméstico excluido de la lista de actividades esencial durante la crisis sanitaria por Covid-19.

De acuerdo al anexo noveno de esa ley solo las trabajadoras del hogar que tienen bajo su cuidado a adultos de tercera edad, personas dependientes o menores de edad pueden acudir a sus sitios de trabajo con las medidas sanitarias correspondientes.

Es decir, desde la entrada en vigencia del decreto, por ley las empleadas domésticas deben quedarse en sus casas a riesgo de perder su fuente de ingreso.

¿Pueden despedir a una trabajadora doméstica durante la cuarentena?

servicio-domestico-hogar

Prescindir de los servicios de una trabajadora doméstica durante la cuarentena tienes algunas implicaciones, tomando en cuenta que se trata de un servicio que prestan unas 700 mil personas en España.

De ese gran total por lo menos 400 mil trabajadores del hogar están dadas de alta de la seguridad social.

En mejor situación se encuentran las personas que prestan servicio doméstico y cuentan con un contrato, en ese caso el decreto Real no les afecta y además pueden circular en la calle con autorización.

Despedir a una empleada doméstica en esta situación significa que el empleador debe pagar una indemnización.

Indican expertos en lo laboral que por el contrario no tendrían asegurado la prestación por desempleo, dependiendo del tiempo que haya tenido contratada.

Subsidio para empleadas domésticas durante la crisis por Covid-19

documentos gestoria

Las empleadas domésticas que se queden sin empleo durante la cuarentena recibirán un subsidio gubernamental que ultima el Ministerio de Trabajo.

Se trata de una compensación que inicialmente podrían recibir durante un mes, sin embargo, no se descarta que la medida se extienda por más tiempo.

Estima la cartera de trabajo que el subsidio alcanzaría un 70% sobre la base de cotización.

La prestación en cuestión para las empleadas domésticas que perdieron su trabajo a causa de la cuarentena por el coronavirus, fue gestionada por el Servicio Público de Empleo Estadal para que llegue a un monto mínimo de unos 950 euros.

El subsidio está pensado para atenuar la difícil situación y paliar la falta de ingresos y prestaciones por desempleo.

Por otro lado, por mandato gubernamental el pago al personal doméstico no se debe suspender durante la cuarentena.

Incluso se estableció que también se debe abonar la cuota mensual por concepto de seguridad social.

En conclusión, la situación de alarma global por la aparición del coronavirus a principios del 2020 ha ocasionado que millones de personas pierdan su trabajo siendo las empleadas domésticas las más vulnerables en tiempos de pandemia.

Sin embargo, autoridades gubernamentales se han esforzado por no desamparar a este importante sector de la sociedad española.

Síguenos
× ¿Necesitas ayuda?